INDIGNANTE La reportera húngara Petra Laszlo reconoce que pateó a refugiados, pero no pide perdón

INDIGNANTE La reportera húngara Petra Laszlo reconoce que pateó a refugiados, pero no pide perdón

1A

La reportera húngara Petra Laszlo ha sido despedida por la cadena N1TV tras  publicarse imágenes en las que se observa cómo agrede a algunos refugiados. Sin embargo, la cadena no está exenta de polémica, ya que cuenta con un programa presentado por el líder del partido de extrema derecha Jobbik. La página de Facebook ‘El muro de la vergüenza de Petra Laszlo’ cuenta con cerca de 20.000 seguidores 24 horas después del suceso.

La reportera húngara que pateó y puso zancadillas a refugiados sirios que llegaban al país desde Serbia ha reconocido su acción, pero no ha querido dar explicaciones y no ha pedido perdón, ha informado el medio para el que trabajaba.
La cadena de televisión húngara N1TV ha despedido a su reportera Petra Laszlo después de que las imágenes de la periodista golpeando a refugiados sirios que huían de la policía en la zona fronteriza de Roszke hayan dado la vuelta al mundo.

2A
Según su editor jefe, Szabolcs Kisberk, ha afirmado que la reportera fue despedida 20 minutos después de la publicación de las imágenes por su comportamiento “inaceptable”. “El empleo de la periodista ha terminado con efecto inmediato, el caso está cerrado para nosotros”, ha afirmado Kisberk en un comunicado oficial publicado en la web de la cadena. Sin embargo, la cadena no está libre de polémica. Cercana al partido anti-inmigración de ultra derecha Jobbik de Hungría, la cadena cuenta con un programa semanal de entrevistas presentado por el líder del partido Gabor Vona. El canal que dice tratar los “problemas nacionales” alberga en su página oficial  artículos con titulares como “Migrantes pululan por todas las tiendas” o “Hungría = Guantánamo”. Las redes sociales se vuelcan contra la actitud de la periodista


Casi instantáneamente, las imágenes en las que la reportera húngara golpeaba a un padre que huía de la policía cargando con su hijo, así como a una niña, comenzaron a circular con rapidez por Twitter. En poco más de dos horas ya se conocía su nombre y el medio al que pertenecía. Su imagen, que choca con la ola de solidaridad con los refugiados que recorre Europa, se ha convertido en objeto de escarnio y hasta se ha creado ‘El muro de la vergüenza de Petra Laszlo’ en Facebook, que ya cuenta con cerca de 20.000 seguidores. El caso ha llegado hasta los partidos de la oposición en Hungría, Együtt-PM y la Coalición Democrática, que han anunciado que van a iniciar los cargos de violencia, que se castigan con hasta cinco años de prisión, en contra de Laszlo.